Polémica: más presos serán liberados por gobernadora de Nueva York para descongestionar las caóticas cárceles

0
224

La Ley «Less in More» (Menos es más) se produce cuando Rikers -la mayor cárcel de NYC- enfrenta una crisis de violencia que ha provocado una escasez aguda de personal que quiera laborar allí, y otros continúan criticando la liberación de presos.

Se espera que hoy la gobernadora Kathy Hochul firme un nuevo proyecto de ley que otorgaría más indulgencia a ex convictos en libertad condicional y podría significar la salida de los reos encerrados por infracciones técnicas a ese beneficio penal, adelantó anoche New York Post.

Aunque activistas de derechos humanos aplauden medidas como esas, otros se oponen en medio del círculo vicioso que se ha detectado entre la entrada en vigencia de la reforma penal de Nueva York en 2020 y el auge de delitos cometidos por ex convictos.

La firma de la Ley “Less in More” (Menos es más) se produce cuando Rikers Island -la mayor cárcel de NYC- enfrenta una crisis de violencia interna que ha provocado una escasez aguda de personal que quiera laborar allí. En la otra acera de las políticas demócratas, los republicanos en Nueva York continúan criticando la liberación de presos que se masificó con la reforma penal y para evitar contagios en la pandemia, mientras se observa un aumento de la delincuencia en las grandes ciudades del estado.

El proyecto de ley eliminará las razones para volver a poner a las personas en libertad condicional tras las rejas, anulando las infracciones técnicas de la libertad condicional como llegar tarde a una cita, faltar a un toque de queda o encontrar alcohol o drogas en muestras de orina. Y la ley aceleraría el plazo para la revisión judicial de cualquier violación y beneficiaría el “buen comportamiento”. Según activistas, se beneficiarían de inmediato unos 270 presos, lo que sería 5% del total de los detenidos por violar sus libertades condicionales.

El Diario NY
MES DE LA HERENCIA HISPANA DACA JOE BIDEN CORONAVIRUS ICE INTERNET A PRECIO JUSTO
EL DIARIO NY NUEVA YORK
Polémica: más presos serán liberados por gobernadora de Nueva York para descongestionar las caóticas cárceles
La Ley «Less in More» (Menos es más) se produce cuando Rikers -la mayor cárcel de NYC- enfrenta una crisis de violencia que ha provocado una escasez aguda de personal que quiera laborar allí, y otros continúan criticando la liberación de presos
Click to share on Twitter (Opens in new window)Click to share on Facebook (Opens in new window)Click to share on WhatsApp (Opens in new window)
Potestas y votación en el Concejo por el cierre de Rikers, 2019.Potestas y votación en el Concejo por el cierre de Rikers, 2019.FOTO: MARIELA LOMBARD / EL DIARIO NY

El Diario
Por: El Diario 17 de Septiembre 2021
eldiariony eldiariony eldiariony eldiariony ElDiarioNYElDiarioNY
Se espera que hoy la gobernadora Kathy Hochul firme un nuevo proyecto de ley que otorgaría más indulgencia a ex convictos en libertad condicional y podría significar la salida de los reos encerrados por infracciones técnicas a ese beneficio penal, adelantó anoche New York Post.

Aunque activistas de derechos humanos aplauden medidas como esas, otros se oponen en medio del círculo vicioso que se ha detectado entre la entrada en vigencia de la reforma penal de Nueva York en 2020 y el auge de delitos cometidos por ex convictos.

La firma de la Ley “Less in More” (Menos es más) se produce cuando Rikers Island -la mayor cárcel de NYC- enfrenta una crisis de violencia interna que ha provocado una escasez aguda de personal que quiera laborar allí. En la otra acera de las políticas demócratas, los republicanos en Nueva York continúan criticando la liberación de presos que se masificó con la reforma penal y para evitar contagios en la pandemia, mientras se observa un aumento de la delincuencia en las grandes ciudades del estado.

El proyecto de ley eliminará las razones para volver a poner a las personas en libertad condicional tras las rejas, anulando las infracciones técnicas de la libertad condicional como llegar tarde a una cita, faltar a un toque de queda o encontrar alcohol o drogas en muestras de orina. Y la ley aceleraría el plazo para la revisión judicial de cualquier violación y beneficiaría el “buen comportamiento”. Según activistas, se beneficiarían de inmediato unos 270 presos, lo que sería 5% del total de los detenidos por violar sus libertades condicionales.

Sin sorpresas, los líderes republicanos en la legislatura estatal han criticado la nueva medida. “¿En qué momento los demócratas de Nueva York ayudarán a las víctimas de delitos o mantendrán a personas peligrosas tras las rejas?”, preguntó con ironía en un comunicado el líder de la minoría de la Asamblea, Will Barclay (R-Syracuse).

“Si hay formas responsables de mejorar el sistema, hagámoslo funcionar”, prosiguió Barclay. “Pero el péndulo se ha alejado demasiado de la seguridad pública durante mucho tiempo. Las mismas personas que avanzan y celebran cada política pro-criminal están extrañamente tranquilas mientras las tasas de criminalidad se disparan y las balas vuelan por las calles ”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí