Conozca la vacuna que nos inyectan los primeros días de nacidos y deja cicatriz en el brazo

0
51
vaccination reaction of Bacillus Calmette Guerin BCG vaccine on newborn baby shoulder, used against tuberculosis

En un país como República Dominicana, donde las tarjetas de vacunación no están digitalizadas y el cartón puede perderse con gran facilidad, es difícil conocer con exactitud el registro total de las vacunas recibidas a lo largo de la vida, excepto por una.

La vacuna que no pasa desapercibida es la BCG o Bacilo de Calmette-Guérin (desarrollada por los científicos franceses Albert Calmette y Camille Guérin), una dosis única de un biológico que se aplica en los primeros días de vida del bebé para inmunizarlo contra la tuberculosis, enfermedad infecciosa causada por el Mycobacterium tuberculosis, una bacteria que casi siempre afecta a los pulmones y se transmite de persona a persona a través del aire.

Esta vacuna tiene la peculiaridad de tener una aplicación intradérmica, es decir, dentro de la piel, a diferencia de las demás que componen el esquema básico organizado por el Programa Ampliado de Inmunización (PAI), que son de aplicación intramuscular.

El presidente de la Sociedad Dominicana de Vacunología, José Brea del Castillo, detalló que «esta vacuna se pone a todos recién nacidos en sus primeros días. Se aplica de manera intradérmica, o sea, que no es dentro del músculo o por debajo del cutis, como se dice, es dentro de la piel que se vacuna«.

Luego de que el bebé es vacunado, se le forma «una bolita, una burbujita, una ampollita que a las dos o tres semanas de haberse aplicado puede formarse un halo, como una monedita roja, que puede ir aumentando en las próximas semanas, incluso, como si fuera un absceso, como una infeccioncita de la piel y luego eso se va curando solo, se forma una ulcerita y en dos meses (máximo), ya eso está resuelto», indicó el experto en vacunas.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí